Videoconferencia "Ingreso de Colombia en la OCDE, implementación de estándares financieros"

Organizada por la FCE-Colombia, junto con Fundación Euroamérica y la Embajada de Colombia en España

19.11.2020

El pasado 28 de abril Colombia ingresó en la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), organismo internacional cuya misión es promover políticas que favorezcan la prosperidad, la igualdad, las oportunidades y el bienestar para todas las personas. Colombia es el país número 37 en ingresar en la organización, y el tercer iberoamericano después de México y Chile.

Durante su proceso de ingreso en la OCDE el país puso en marcha reformas estructurales para armonizar su legislación, sus políticas y sus prácticas públicas con las normas de la OCDE. Entre los más importantes se encuentra la implementación de estándares financieros y con el objetivo de conocer cómo el país americano ha adecuado sus políticas en este aspecto al común de la Organización, la Fundación Consejo España-Colombia, junto con Fundación Iberoamérica y la Embajada de Colombia en España, celebraron un seminario online que contó con las ponencias de la Embajadora Alterna de Colombia ante la OCDE, Gloria Alonso, y del Superintendente Financiero del Gobierno de Colombia, Jorge Castaño.

El acto, que estuvo moderado por el vicepresidente ejecutivo de Fundación Euroamérica, Ángel Durández, contó con las introducciones de los presidentes de la FCECo y de la Fundación Euroamérica, Trinidad Jiménez y Ramón Jáuregui respectivamente, además de Carolina Barco, embajadora de Colombia en España.

Durante su intervención, Trinidad Jiménez destacó que “el proceso de adhesión ha servido como un catalizador para que Colombia lleve a cabo reformas importantes (…) tanto para mejorar el bienestar de sus ciudadanos como para promover políticas para mejorar el bienestar económico y social en todo el mundo”.

El ingreso de Colombia en la OCDE implica, según Ramón Jáuregui, “el cumplimiento de una normativa muy exigente en el ámbito interior”, así como “la adhesión a una serie de convenios internacionales que comprometen al país que se adhiere a la OCDE (…) y además le obliga a una larga marcha de perfeccionamiento en su normativa interior para, gradualmente, ir alcanzando mejores posiciones en lo que llamaríamos el perfeccionamiento del ordenamiento regulatorio interno del país.”

La embajadora Carolina Barco, a su vez, destacó el “ejemplo maravilloso” de la inversión española en Colombia, “muy importante para conocer las buenas prácticas, ver cómo se está gestionando de una manera más moderna, para ponernos más al día. Veo esto como parte de ese mismo esfuerzo que está haciendo mi país de la mano de España, de su empresariado tan importante y de sus instituciones, como la Fundación Consejo España-Colombia y la Fundación Euroamérica”.

Una década de preparación

En su ponencia la embajadora alterna de Colombia ante la OCDE, Gloria Alonso, hizo un repaso del proceso de adhesión de Colombia, que comenzó en 2008 con la entrada del país en el Centro de Desarrollo -grupo de trabajo anexo a la OCDE- y de manera oficial en 2012 con la invitación oficial por parte de la organización.

Asimismo, destacó los beneficios que supone para Colombia ser miembro de esta organización. “Lo primero, el aumento de la confianza inversionista: los países miembros de la OCDE se caracterizan por que cumplen con altos estándares y eso atrae la confianza de los inversores”. En segundo lugar, “el crecimiento del comercio internacional: el 80% del comercio mundial lo mueven los países que hoy en día son miembros de la OCDE”. También destacó que pertenecer a la organización “claramente se ve reflejado en mejores indicadores sociales” como el crecimiento económico o el ingreso per cápita.

También destacó la participación en los comités y grupos de trabajo de la organización, en los que “tenemos posibilidad de compartir nuestras experiencias, de conocer las experiencias de otros países, de participar con expertos en esos foros, de estar evaluando permanentemente nuestras políticas, de que nuestras estadísticas también sean tenidas en cuenta en los indicadores internacionales”… Los representantes colombianos en la institución tienen el papel de “ver que Colombia aprovecha al máximo todas estas oportunidades que brinda la OCDE, no solamente que nosotros vengamos a contar qué estamos haciendo, sino también que aprendamos de nuestros países socios en la OCDE y buscamos que siempre haya funcionarios del Gobierno colombiano representando, que estemos alimentando y retroalimentando los documentos, los instrumentos jurídicos, legales y técnicos que se producen aquí y ese es nuestro gran rol como misión ante la organización”.

La experiencia colombiana

A continuación el superintendente financiero del Gobierno de Colombia, Jorge Castaño, explicó la experiencia colombiana y su importancia en la región. “Tenemos unos conglomerados financieros, tanto en el orden nacional como en el internacional, con gran presencia en toda la región de América Latina. Lo que aquí decidamos hacer con nuestro sistema financiero va a suceder en otras jurisdicciones diferentes. Entendemos la necesidad de una transformación digital y entendemos que se requiere que esos mejores estándares siempre nos ayuden a que tengamos un sistema financiero atractivo, dinámico y sobre todo muy funcional para el desarrollo del país. Esa es la gran ganancia que estamos viendo” y que se plasma en datos como el de que “hoy el 85,9% de los colombianos adultos tiene por lo menos un producto o servicio dentro del mercado financiero”.

Así, según el superintendente financiero de Colombia el proceso de adhesión a la OCDE ha sido “enriquecedor”. Un proceso que “ha enriquecido la institucionalidad de la supervisión en nuestro país, que ha enriquecido el sistema financiero y, a la postre, nos ayuda a generar bienestar a lo largo de las políticas públicas que hemos venido beneficiando”.

Como casos de éxito, destacó “normas de conglomerados financieros, mejores prácticas del gobierno corporativo, para los emisores esto ayuda mucho a atraer la inversión, ayuda a ser transparentes”. También “información y revelación financiera y poner al consumidor financiero en el centro de toda la discusión. Todo esto son etapas de modernización de nuestro sistema financiero, que sólo ha sido posible bajo la guía y el acompañamiento de los mejores estándares a nivel internacional”.

Entre los grandes retos que afronta el país en esta área, Jorge Castaño destacó “los jóvenes, la ruralidad, las mujeres, el acceso a la financiación y el acceso al crédito. Son retos en los que seguimos trabajando pero estamos convencidos de que el debate que se está dando y las experiencias de otros países nos ayudan de manera importante a poder consolidar ese estándar”.

Para afrontar estos retos, señaló, Colombia da gran importancia a la innovación. El país, indicó, “está liderando en la región un avance en la transformación digital de un sector que es clave para cualquier desarrollo, que es el sistema financiero. La industria fintech también ha encontrado aquí un camino y lo hemos visto también desde esa perspectiva en los diferentes grupos de la OCDE”. Especialmente relevante consideró la creación de “un sandbox regulatorio” para “probar productos en un ambiente controlado y entregarlos al funcionamiento del sistema financiero”.

Entre otros aspectos considerados fundamentales por el superintendente financiero se encuentran “los riesgos de cambio climático y los estándares ESG (Gobierno ambiental, social y corporativo por sus siglas en inglés), por supuesto las finanzas verdes (…) Para Colombia es estratégico todo lo que tenemos que aprender, todo lo que tenemos que abordar y todo lo que tenemos que aprovechar como institución y como sistema financiero para una recuperación verde, para una inclusión financiera digital y gestionar riesgo climático. Es una realidad y esta crisis del covid nos ha ayudado a que se acelere, a que tengamos una mejor sensibilidad para poder avanzar lo que está sucediendo en la OCDE”.

Finalmente, durante el turno de preguntas, Jorge Castaño dejó como conclusión un mensaje positivo, al señalar que “hay grandes retos en lo que resta de este año y lo que viene para el año entrante”, pero ahora “tenemos una mejor preparación para absorber todos estos choques”. El sistema financiero, añadió, hoy es “parte de la solución y no un amplificador del problema” y por lo tanto “estamos tranquilos en el sentido de que contamos con las herramientas para poder gestionar elementos de materialización de riesgos. Faltan cosas por suceder, pero tenemos espacio para maniobrar”.


Ver la información en la web de Fundación Euroamérica

Videoconferencia completa


Iberia volará a Cali en verano

04.05.2021

La aerolínea anuncia tres frecuencias semanales durante los meses de julio y agosto

Iberia volará a Cali en verano

Betis y Atlético Nacional de Colombia en la alianza “Amor Verde & Blanco”

04.05.2021

El equipo español se une a esta iniciativa que agrupa a los principales clubes verdiblancos de Iberoamérica

Betis y Atlético Nacional de Colombia en la alianza “Amor Verde & Blanco”

Sacyr emite el primer bono social ligado a un proyecto de infraestructuras en Colombia

23.04.2021

Se enmarca en los objetivos del nuevo Plan Estratégico 2021-2025 de la compañía

Sacyr emite el primer bono social ligado a un proyecto de infraestructuras en Colombia
BBVA
Casa América
ICEX
INDRA
MAEC
Mapfre
Naturgy
Repsol
Sacyr
Secretaría de Estado de Comercio
TELEFONICA
Uría Menéndez
INSTITUTO CERVANTES

© 2016 FCECo. Todos los derechos reservados